La CGT le exigió al Gobierno que “tome las medidas que tenga que tomar”

0
23

Tras la marcha, en conferencia de prensa, los triunviros de la central criticaron a los ejecutivos por la suba de precios y le pidieron al Gobierno medidas; no descartaron nuevas movilizaciones

Por primera vez desde la llegada de Alberto Fernández al poder, la Confederación General del Trabajo (CGT) organiza una marcha. Sin embargo, desde su cúpula aseguraron que es en defensa del Gobierno y en reclamo contra “los formadores de precios y la especulación”.

Con una conferencia de prensa en la sede de la unión de empleados del poder judicial de Julio Piumato, Pablo Moyano, Héctor Daer y Carlos Acuña hablaron de lo que significó la convocatoria que encararon en el centro porteño, cuestionaron a los empresarios que especulan y pidieron que el Gobierno aumente los controles de precios. Además, no descartaron nuevas protestas si la inflación sigue en ascenso.

Los sindicatos responsabilizaron al Gobierno y a los empresarios por la inflación, a la que proyectan en 90 por ciento para 2022. La advertencia más dura fue lanzada por Pablo Moyano, que le reclamó al presidente Alberto Fernández mayor compromiso para controlar la suba de los precios. “Alberto, poné lo que tengas que poner para terminar con los especuladores. No podemos seguir con estos niveles de inflación. Saca ese bono y esa suma fija, y mantené las paritarias libres. También que las asignaciones familiares sean para todos”, desafió el número dos del gremio de los Camioneros e integrante del triunvirato de mando cegetista, quien montó un acto propio en el cruce de 9 de Julio y avenida Belgrano.

En el Gobierno, sin embargo, buscaron relativizar el tenor de la crítica sindical y pusieron el foco en las diferencias internas que surcan a la conducción de la central obrera y que, de hecho, impidieron a la central articular un reclamo único que sintetice la manifestación. “No es contra el Gobierno”, repitieron a coro varios funcionarios con el Presidente de visita oficial a La Rioja.

La demanda de paritarias libres fue repetida también por Héctor Daer y Carlos Acuña, los otros miembros de la cúpula, que negocian con el ministro de Economía, Sergio Massa, un eventual aumento salarial por decreto, siempre y cuando no altere el curso de las negociaciones sectoriales ya vigentes con los empresarios,

El líder de Sanidad fue quien tuvo más tiempo el micrófono en mano y, a partir de las 16, en compañía del resto de los integrantes del triunvirato y referentes de la central, como Andrés Rodríguez, Julio Piumato y Jorge Sola, se dedicó pacientemente a contestar la mayoría de las preguntas.

En principio, el gremialista dijo que es necesario encontrar una salida “para todo el pueblo” y lamentó las subas de precios de los últimos meses, con cuestionamientos para los sectores económicos concentrados, que según él especulan ante este panorama. Por eso, pidió, al igual que Moyano y Acuña, que se incrementen los controles de la economía porque ve que “los costos no aumentan pero sí los precios”, lo que hace necesario, desde su visión, que el Gobierno transparente procesos de comercialización.

“En nuestro ADN está el diálogo social. Pero hay un proceso de especulación empresaria”, indicó, al tiempo que advirtió: “La concentración económica especula sobre la salida que queremos nosotros”. En esa línea, Acuña, cuando tomó la palabra, le pidió a la Casa Rosada que tome las medidas que deba tomar, algo que generó entusiasmo en su compañero Moyano, que anticipó nuevas marchas si el proceso inflacionario continúa.

“La única que moviliza es la CGT y denunciamos a los remarcadores de precios. Si siguen remarcando vamos a seguir movilizando”, aseveró. La frase, que repitió a lo largo de la jornada, causó impacto en distintos sectores gremiales de los llamados combativos, que ven en la actividad de este miércoles el inicio de un posible plan de lucha para condenar los incrementos de valores.