Repudian el nuevo proyecto del Gobierno provincial para regular el uso de agroquímicos

0
29

La Coordinadora por una Vida sin Agrotóxicos Basta es Basta repudió la iniciativa, que fue girada por el Ejecutivo a la Cámara de Diputados el miércoles pasado · Aseguró que el proyecto “no se ajusta a los principios del derecho ambiental” y pidió a legisladores no ser “meros operadores de intereses empresariales concentrados”, se informó 

El proyecto “Ley de Buenas Prácticas en la Utilización de Fitosanitarios y Domisanitarios en la provincia de Entre Ríos” dispone zonas y distancias para la aplicación de agroquímicos y garantiza la “intervención” de Ambiente.

La organización ambientalista advirtió que se trata de “un proyecto regresivo, tramposo y contradictorio que busca legitimizar la utilización de venenos en la producción agroindustrial, en perjuicio del cuidado de la salud y el ambiente”.

Además cuestionó que se presentara “mientras la gente está entretenida en el mundial”. “Postergado este debate desde el inicio de la gestión, el Gobernador Bordet elige el momento más difícil del año tratando de evitar el análisis y debate que corresponde”, señaló.

Aseguró que esta iniciativa “no responde al sentir del conjunto social entrerriano” y que “no cumple con los requisitos del acuerdo de Escazú, que establece acceso a la información, participación pública y acceso a la justicia en asuntos ambientales; no se ajusta a los principios del derecho ambiental; no reconoce al uso de agrotóxicos como una actividad peligrosa para el ambiente y la salud; no involucra al Ministerio de Salud cuando se trata prioritariamente un tema de salud pública”.

Denunció que “el Gobierno provincial pretende actualizar el cuestionado y judicializado marco legal vigente para el uso de agrotóxicos en Entre Ríos, la ley provincial de plaguicidas Nª 9780 del año 1980, y propone un proyecto laxo y regresivo que no corresponde a nuestro actual escenario ambiental y sanitario en la provincia, menospreciando los datos duros publicados por el mismo estado”.

“La agroindustria es la única industria que está exceptuada de tener controles ambientales como las demás actividades contaminantes, siendo que además es la principal causa de contaminación de ríos, arroyos y humedales”, cuestionó la Coordinadora Basta es Basta.

Además, hizo un pedido a la Legislatura provincial: “No sean meros operadores que representen intereses empresariales concentrados y que livianamente impulsen normativas permisivas que sigan lesionando la salud pública y sigan sosteniendo un modelo concentrado, extractivo, que agota la fertilidad del suelo y carga de tóxicos nuestros cursos de agua, un modelo que ha dejado excluidos a un tendal de pequeños productores y que arrasó nuestro monte nativo quedando solo un 4% del mismo, monte que nos garantizaba el ciclo del agua y que nos protegía del calentamiento global”, reclamó en un documento enviado a esta Agencia.

La organización citó un informe del INTA que en Argentina “se utilizan 230 millones de litros de herbicidas y 350 millones de litros de otros tipos de agroquímicos” por año y que “los envases necesarios para su comercialización generan unas 17 mil toneladas de polietileno cada año”. En tanto, el informe indica que “diversos estudios detectaron la presencia de fitosanitarios en aire, aguas superficiales, subterráneas y de lluvia, suelos agrícolas y en áreas urbanas y periurbanas” del país.

“Exigimos a las y los Legisladores que cumplan con su deber de legislar para la salud de las generaciones presentes y futuras. Basta de política extractivista. Otras formas de producir son posibles, urgentes y necesarias”, finalizó la Coordinadora. (APFDigital)